La pandemia ha provocado que los consumidores se replanteen sus prioridades de vida, dando lugar a nuevos valores y criterios de gasto. Se espera que muchos de los cambios de comportamiento, incluidos un renovado enfoque en la familia o la comunidad, en la salud y en las soluciones digitales, duren mucho tiempo. Desde el paso de la sostenibilidad al propósito hasta el hometainment y el nuevo “consumidor experiencial”, compartimos 6 tendencias que marcarán la evolución del consumo tras la crisis sanitaria.

1. De la sostenibilidad al propósito

La idea de sostenibilidad evoluciona más allá de la inclusión de cuestiones éticas y preocupaciones medioambientales como la reducción del plástico y el cambio climático, hacia un enfoque más holístico que apunta a crear valor social, medioambiental y económico.

Impacto en gran consumo. A corto y medio plazo, se espera que el Covid-19 modifique las prioridades de los consumidores. Cuestiones como el desperdicio de alimentos, el bienestar animal y la seguridad alimentaria serán prioritarias, mientras que otras, como la sostenibilidad del packaging y el abastecimiento sostenible, dejarán de serlo. Si bien de momento la sostenibilidad se encuentra en un segundo plano respecto a la salud, pronto veremos un retorno a la normalidad.

2. Hometainment y el nuevo “consumidor experiencial”

Los consumidores redefinen y adaptan sus rutinas diarias a medida que pasan más tiempo en casa, lo que refuerza aún más muchas de las tendencias previas al Covid-19 sobre el entretenimiento en el hogar y las experiencias digitales. Esto crea oportunidades estratégicas en todos los productos y servicios.

Impacto en gran consumo. Los distintos momentos de comida han llegado al hogar para quedarse. Después de 2 o 3 meses de cocinar casi todas las comidas, algunos consumidores podrían desarrollar un nuevo ‘amor’ por la cocina. Esta tendencia se ve facilitada por una multitud de nuevos foros sociales y clases gratuitas de cocina online, algunas dirigidas por chefs famosos.

3. Dónde y cómo compran los consumidores

Se acelera el auge de la compra online, del click & collect, del retail sin fricciones y de la venta directa al consumidor (DTC). Las restricciones en el retail vigentes durante la pandemia han acelerado el cambio hacia la distribución digital. Las operaciones minoristas y las demandas de los consumidores impulsarán nuevas estrategias.

Impacto en gran consumo. El gran auge del comercio electrónico y de los kits de comida impacta de forma negativa en la compra por impulso. Es menos probable que los consumidores compren online, por ejemplo, una tableta de chocolate que pueden encontrar en su tienda de barrio. Podrían surgir oportunidades para la venta directa al consumidor.

Fuente: Euromonitor International

banner-irr-junio-2020

SECTORES Y ÁREAS

COVID-19
COVID-19 Área
IRR
IRR Área